Henri Cartier Bresson. El mito en sus últimos años como fotógrafo. | Nacho Rivera
Blog de Nacho Rivera. ¿Te gusta la fotografía? Hablaremos de fotógrafos y fotografías, pero también de viajes, música, arte, cine... Y descubriremos cómo la suma de experiencias nos afecta a nuestra mirada. Afincado en Londres, informaré sobre lo que acontezca en la ciudad relacionado con la fotografía. Desarrollo proyectos personales de fotografía documental con cámaras analógicas. Viajo, hago retratos e imparto cursos. ¡Bienvenido!
Rodchenko, Kubrick, Libertad, Trololo
16040
post-template-default,single,single-post,postid-16040,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1,vc_responsive
Elespejo fotografía de Leningrado por © Henri Cartier Bresson

Henri Cartier Bresson. El mito en sus últimos años como fotógrafo.

Henri Cartier Bresson

Fecha de nacimiento: 1908.

Nacionalidad: Francés.

Fecha de la fotografía: 1973.

Localización:Leningrado.

  • ESPEJO

 

He elegido esta no muy conocida fotografía de Henri Cartier Bresson, como homenaje a un referente histórico de un estilo fotográfico que siempre me acompaña.

Tras dos minutos analizándola, dejándome llevar por ella, me vienen a la cabeza sensaciones muy interesantes y dispares.

La fotografía es muy poderosa por varios elementos: el más evidente es el personaje con el bañador/tanga; inesperado teniendo en cuenta el contexto que nos muestra el fotógrafo y que el resto de personas que aparecen en la fotografía portan abrigos; el tremendo muro que divide la imagen en dos; la postura y la posición del sujeto; el contraste de textura entre el cuerpo y la inmensa masa de piedra construida; los caminantes ajenos a la extraña escena…

Según la observo, me lleva por varios estados de ánimo. Me arranca una sonrisa, noto un aire de libertad que me sorprende teniendo en cuenta el lugar de la fotografía y el año en que se tomó. Pero al mismo tiempo, los gestos del resto de paseantes me transmiten un aire de normalidad; a nadie parece sorprender la actitud del protagonista.

 

  • REFLEJO

 

Dejándome llevar por todas estas sensaciones, dos influencias me vienen a la cabeza: Rodchenko y sus estudios del hombre en la ciudad y los carteles monumentales de propaganda rusa, tan recios y geométricos, como el muro.

Pero a su vez me evoca a la maravillosa película de Kubrick: «2001: Una odisea del espacio» ¿Será por lo primitivo del gesto del hombre?.

Y para finalizar, me ha sido imposible no ponerle una banda sonora especial: ¿No os suena a «Trololó« esta escena?.

Y todo, evocado con una sola imagen de Henri Cartier Bresson.

Es vuestro turno.

¡REFÉJATE!

2 Comments
  • Antonio Valverde
    Posted at 12:44h, 27 abril Responder

    Buenas…, lo primero que me vino a la cabeza fué «Prometheus» la película de R Scott, a continuación la cantidad de «mundos», tantos como seres, ajenos unos a otros y con diferente manera de ver su día, paseando, tomando el sol…, el muro me llevó a las ciclópeas murallas de Perú, Machu Picchu y como música al mentarme el muro.., Pink Floyd.
    Abrazo,
    Ismael Rodriguez

    • Nacho Rivera
      Posted at 12:25h, 28 abril Responder

      Fantástica tormenta de referencias. Una perspectiva diferente a la inicialmente planteada y que abre un nuevo abanico de posibilidades para sentir la imagen. Muchísimas gracias Ismael, ¡eres el primero que se refleja!

Post A Comment